Puntos de vista

Esta mañana he tenido lo que se conoce en el mundillo de la educación como un conflicto de criterios pedagógico-artísticos o una confrontación de sensibilidades didácticas. Que he metido la pata, vaya.

Viendo el dibujo de un niño, llamémosle Kevin, que había pintado un sol grande con trazos naranja, amarillos y rojos, pese a que la maestra había gritado dicho que lo pintaran solo de amarillo:

– Cristina: Qué bonito, Kevin. Me encanta el sol.
– Niño sentado al lado de Kevin: Pues la maestra acaba de decirle que es una marranada [sic].

Viendo unos cromos confiscados a una niña con los que la maestra me mostraba quienes eran unos personajes llamados Monster-algo, creo que de la tele, que yo no conocía y que por lo visto están ahora de moda:

-Cristina: Uy, pues mira que son feas las muñecas esas, ¿eh?
-Maestra: A mí me encantan. Mi hija tiene varias.

Entradas relacionadas:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s